¿Qué es la masa madre? ¿Cómo hacer masa madre?

El pan puede ser el alimento más común en todas las casas y al mismo tiempo el que menos conocemos. Debido a la industrialización del pan son muchos los que ignoran la elaboración del pan con masa madre. Muchas personas se adentran en el mundo de hacer pan, pero obvia hacerlo con masa madre. Incluso lo hacen en panificadoras donde los panes carecen de fermentación, que es uno de los aspectos más importantes a tener en cuenta a la hora de elaborar un buen pan. Si quieres saber qué es la masa madre aquí te vamos a contar todo.

¿Qué es la masa madre?

La masa madre es un fermento, que mezclado con los microorganismos forma una levadura natural que mezclada con la harina y el agua, hace que esta crezca, formando burbujas en su interior. Como muchos inventos, se cree que el origen de la masa madre es casual y fruto del olvido de un panadero que en el Antiguo Egipto se distrajo y cuando regresó vio que la masa había crecido. La masa madre es un cultivo simbiótico de las levaduras presentes de manera natural en alimentos, como los cereales, en especial levaduras como la Saccharomyces cerevisiae, responsable también de la fermentación del vino y la cerveza, y bacterias presentes en el medio ambiente

¿Cuáles son las diferencias entre la masa madre y la levadura comercial?

La principal diferencia es que para realizar un pan con masa madre se necesita mucho más tiempo ya que la fermentación de la masa madre es mucho más larga que la de la levadura comercial. Y además en cuanto a el plano nutricional la masa madre es un probiotico natural que tiene millones de beneficios para la microbiota intestinal.

Evidentemente esto también tiene un impacto muy importante en la salud del que lo consume. El organismo asimila muchísimo mejor un pan realizado con masa madre que uno elaborado con levadura comercial. Ya que degrada el gluten y hace los panes mucho mas digestibles.

En definitiva, la masa madre hace que nuestro producto final sea mucho más sano y sabroso. Además dura mucho más. Tiene unas cualidades organolepticas espectaculares.

¿Cómo se hace pan de masa madre?

Si te interesa comer un pan con un sabor auténtico y que tu estómago va a agradecer, debes saber que, aunque requiere tiempo, es una tarea relativamente sencilla.

Una masa madre casera puede ser realizada con:

– 100 gramos de agua
– 100 gramos de harina preferiblemente integral molido a la piedra (de cualquier tipo de cereal)

Todo esto mezclado y dejándolo reposar en una zona más o menos de 26 grados durante unas 24 horas.
Al pasar estas 24 horas vamos a coger la mitad de la masa resultante y vamos a volver a añadir 100 gramos de agua y 100 gramos de harina. Haremos este proceso durante una semana.

¿Cómo se cuida la masa madre?

Hay que recordar que la masa madre es un conjunto de bacterias, es decir, estamos tratando con fermentos que están vivos y que deben ser alimentados. Cada semana deberemos alimentar la masa madre con más agua y harina, conservando nuestra masa madre tanto como queramos.

La hidratación de la masa madre es fundamental y tendrá un impacto en el producto final en cuanto a sabor, textura y consistencia.

Hay panaderos que llevan cultivando su masa madre desde hace décadas.

Consejos para hacer pan de masa madre

Vale, ya te hemos convencido y quieres hacer pan con masa madre ¿Por dónde empezar? Lo primero que te recomendamos es que comiences utilizando harinas conocidas como el trigo o la espelta, ya que serán más fáciles de trabajar al ser harinas que contienen más gluten. Una vez que tengas dominadas estas harinas te aconsejamos que empieces a experimentar con otras como el centeno, espelta pequeña, sarraceno,maíz otras más especiales como las que se pueden obtener de cereales mucho más antiguos.

Paciencia. Mucha paciencia. Cada masa madre va a dar una textura y sabor diferente, dependiendo de la harina, de la temperatura de la habitación y de los tiempos que utilicemos… por lo que te recomendamos no desesperar si las cosas no salen como estaban planeadas. Todo influye, estamos tratando con fermentos vivos que se pueden comportar de forma un poco aleatoria y más si estamos empezando, pero una cosa es segura, el trabajo das sus frutos y es muy reconfortante comer un buen pan realizado por nosotros mismos y que además es mucho más saludable que los panes comerciales. Además en muchas ocasiones obtendremos un pan ácido al cual lograremos reducir esa acidez gracias a la experiencia que obtendremos al hacer panes y preguntando a los que ya han pasado por ese proceso. El mundo de la masa madre y del pan es complejo y un estudio infinito, ya que nunca se deja de aprender, pero al mismo tiempo es un mundo muy gratificante ya que con trabajo lograrás un buen pan, ¡te lo decimos por experiencia!

Si quieres probar panes hechos con masa madre y con un sabor espectacular, te dejamos nuestros panes hechos en la panadería Rico Paladar, puedes pedirlos y te lo llevamos a tu casa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo.